Elija un país o región diferente para ver el contenido específico de su ubicación

{{recommendedRegLangFull}}

Gardner Denver China – XK18

En China como en muchas otras partes del mundo, una de las primeras consideraciones a la hora de comprar un camión es el peso (Tara). Camiones ligeros son a menudo son más caros a la hora de la compra, sin embargo los transportistas de pulverulentos a granel se deciden por estos camiones ligeros para ganar capacidad de carga máxima y así aumentar su capacidad de carga. Esta lógica se aplica también al método de descarga de la cisterna y el tipo de compresor que se prefiere instalar.


Las cisternas de pulverulentos chinas tradicionalmente instalaban un viejo compresor de Alas  impulsado por grandes motores diésel montados en la parte delantera del camión cisterna. El mayor peso y el mantenimiento adicional de esta instalación no es lo ideal.


Debido al tamaño físico y el peso del compresor de Ala no es posible instalarlo usando una toma de fuerza en la unidad de tractor. La instalación del compresor de ala con motor diésel pesa hasta 1.200 kg cuando se instala a la cisterna.


El equipo de Gardner Denver en Shanghai invirtió el  último año mucho tiempo en el mercado, con sus socios de ventas y OEM, en la promoción de la gama de compresores XK de enorme éxito. Estos esfuerzos se han visto recompensados con la venta de una gran cantidad de XK 12 y 18, máquinas para variadas aplicaciones de carga/descarga seca a granel. El diseño compacto de la máquina le permite ser montado dentro del chasis y conducido a través de la toma de fuerza de la caja de cambios de camión.


Como el compresor XK18 (maquina solo) pesa sólo 128 kg, significa que el cliente puede llevar unos 1000kg extra de producto, produciéndose un ahorro de dinero y el aumento de sus ingresos y la rentabilidad.


Se prevé que la gama XK de Compresores continuara siendo suministrada en números cada vez mayores en el 2016.
es-SV